lunes, 20 de agosto de 2012

El árbol me habla

Esta joven conocía su muerte cercana, cuestión de días. Con todo se encontraba serena y algo animada. Conversé con ella: Me alegro de que el destino se haya cebado en mí con tanta dureza. En mi vida anterior fui una niña consentida y no cumplía con mis deberes espirituales.
  Señaló la ventana del barracón y me dijo: Aquel árbol es el único que me queda en esta soledad.
Era cierto, por la ventana se acertaba a ver una rama de un castaño con dos brotes de flor. A menudo le hablo a ese árbol, me dijo.
  Yo me notaba atónito, aturdido, sin saber cómo encajar esas palabras. Deliraba? Sufría alucinaciones? con algo de ansiedad le pregunté si el árbol le contestaba:
Si!
Y que te dice? Respondió:
Me dice: "Estoy aquí, estoy aquí, yo soy la vida, la vida eterna".

-Viktor Frankl